Las obras de restauración de las pinturas murales de la iglesia de San Andrés han sacado a la luz pinturas que han permanecido ocultas durante siglos. La cabecera de la iglesia se terminó en 1533, por lo que es de suponer que las pinturas murales se hicieran a continuación. La Gaceta Regional de Salamanca recoge esta noticia, por lo que si quiere más información le recomendamos que lea la noticia completa aquí.

Comparta esta entrada

Comments are closed